Monday, September 26, 2011

Una pequeña nota de disculpa

Desde hace algún tiempo me he visto impedido de continuar con mi blog, razones de índole muy personales me han hecho imposible actualizar mi blog, e incluso participar activamente en Twitter. Desgraciadamente aun no estoy libre de ellas, y mientras mis deseos de continuar con el mismo se mantienen y constantemente pienso en qué hacer, qué decisión tomar, si insertar esta nota y explicar el por qué de mi silencio y mi ausencia en las redes sociales, la triste realidad es que he tratado de eludir conscientemente tomar una última decisión al respecto.

Hoy inserto estas pocas palabras de disculpas para decir que no he decidido cerrar mi blog, que se mantiene, quizás por un corto tiempo en el estado en que está, hasta que mis personales problemas puedan retomarlo y continuar lo que hasta ahora había alcanzado.

Pido disculpas si no he podido contestar ninguno de los mensajes enviados a mi buzón y los tweets enviados a mi cuenta en Twitter preguntándome por mi ausencia. Los he leído todos pero sencillamente no he podido contestarlos: tiempo, circunstancias que a veces la vida nos sorprende por el camino y, sobre todo, mucho estrés me han impedido sentarme a contestar cada uno de ellos.

Hoy, estrujando como se dice el tiempo, y un poco escapando de las pequeñas miserias personales que a veces nos depara la vida cotidiana, he decidido incluir esta nota para disculparme y hacerles saber que aun estoy vivo, y sigo aquí, que no cerrare mi blog y que muy pronto volveré a retomarlo, si Dios quiere y así será.

Un saludo a todos, y que Dios los bendiga ¡!!!